A continuación se muestra un resumen del comportamiento de los principales índices renta variable, renta fija, divisas, sectoriales y otros activos relevantes en la última semana.

Cuanto peor, mejor. Ésta parece que vuelve a ser la premisa de los inversores en el momento actual. Desde 2009, y más concretamente desde mediados de 2012, hubo momentos en los que se produjo una clara divergencia entre el comportamiento de los mercados y la economía. En 2008, la Reserva Federal bajó tipos agresivamente e inyectó 1,3 billones de dólares a la economía para evitar que la caída de Lehman Brothers colapsara la economía. El BCE empezó a ser más agresivo en el año 2010 por la crisis de deuda de Grecia y se aceleró a partir de 2012, cuando Mario Draghi dijo que haría todo lo posible para salvar al Euro. Desde 2008 hasta el inicio de la Pandemia, la FED había inyectado liquidez por importe neto de 2,8 billones de dólares (estuvo drenando desde inicio de 2018). Pues bien, desde marzo, la FED ha inyectado ya, vía compra de bonos, nada menos que 3,45 billones de dólares, casi el triple de la cantidad inicial para evitar el colapso de Lehman. El BCE desde marzo ha ampliado su balance en 2,07 billones de euros, y el Banco de Japón ha inyectado algo más de un billón de dólares. En esta ocasión, además, de los Bancos Centrales, los gobiernos están acometiendo planes de expansión fiscal sin precedentes. Y si hay nuevos confinamientos que afecten al crecimiento de la economía, las medidas expansivas van a continuar. Como quiera que los gobiernos no pagan su deuda, sino que sólo pagan los intereses de la misma, y la labor de los bancos centrales están permitiendo que éstos se financien a tipos cero o incluso negativos, no debería haber tanta preocupación por el apalancamiento y el aumento de la deuda que se está llevando a cabo para salir de esta crisis. Para países como Alemania, incluso el incremento de deuda supone aumentar sus ingresos por intereses, y reducción de su déficit, puesto que toda su curva de tipos está en negativo. Pero es que en España estamos cerca, puesto que el bono a 10 años cotiza por debajo del 0,1%, y todas las emisiones que haga a menos de este plazo están a tipos negativos (endeudarse genera ingresos financieros). La semana pasada fue el turno de la FED, donde Powell dijo que mantendrá política monetaria ultra expansiva hasta que consiga el pleno empleo, y la semana anterior el Banco de Inglaterra incrementó en programa de recompra de activos y Lagarde del BCE dejó claro que prepara nuevas medidas para diciembre. Así pues, todo apunta a que volvemos a entrar en un escenario de “cuanto peor, mejor”, en el que la preocupación de los inversores, en términos generales, pasa a ser la retirada de estímulos por parte de los bancos centrales y gobiernos, y los datos negativos pueden tener respuesta positiva por parte de los inversores. La preocupación, por tanto, pasa a ser el repunte de la inflación y de las expectativas de crecimiento. Es algo paradójico, pero razonable. Si para luchar contra la inflación, los Bancos Centrales, suben tipos de interés, ahí si que el endeudamiento de los gobiernos, y compañías sería un problema. Por eso , a nuestro juicio, los acontecimientos más importantes de las dos últimas semanas no han sido las elecciones de Estados Unidos, sino las reuniones de los Bancos Centrales. Éstos han sido y seguirán siendo el principal soporte de los activos de riesgo, sobre todo los de renta fija.


Artículo realizado por Unicorp Patrimonio, Sociedad de Valores.

Este informe no refleja una posición institucional, se difunde exclusivamente a efectos informativos, está sujeto a cambios sin previo aviso, y no tiene en cuenta la situación, necesidades u objetivos de inversión particulares de sus destinatarios, quienes deberán conocer los riesgos del producto con el que vayan a operar. Ni el presente documento ni la información en él contenida forman parte de una campaña publicitaria de suscripción o adquisición de acciones o participaciones de instituciones de inversión colectiva ni constituye actividad publicitaria o promocional.

En ningún caso deberá considerarse este documento como una oferta de compra, suscripción, venta, o recomendación de compra o venta de instrumentos financieros, o como base de un contrato o compromiso de cualquier tipo. El inversor que tenga acceso al presente informe debe ser consciente de que los valores, instrumentos o inversiones a que el mismo se refiere pueden no ser adecuados para sus objetivos específicos de inversión e incluso ser contrarios a sus intereses, su posición financiera o su perfil de riesgo ya que éstas no han sido tomadas en cuenta para la elaboración del presente informe, por lo que debe adoptar sus propias decisiones de inversión teniendo en cuenta dichas circunstancias, y procurándose el asesoramiento específico y especializado que pueda ser necesario. Por tanto, el presente informe no es una recomendación, ni presta asesoramiento financiero personalizado.

Tampoco puede considerarse como sustitutivo de los Datos Fundamentales del Inversor (DFI) o de cualquier otra información legal preceptiva que deberá ser consultada con carácter previo a cualquier decisión de inversión. En caso de discrepancia, la información legal prevalece. Toda esa información legal estará a su disposición en la sede de Unicorp Patrimonio, S.V. y a través de la página web: www.unicorppatrimonio.es.

Las opiniones o estimaciones vertidas en el documento se refieren a la fecha que figura en el mismo y se basan en informaciones de carácter público que han sido obtenidas de fuentes consideradas como fiables. Dichas informaciones no han sido objeto de verificación independiente por Unicorp Patrimonio, S.V., por lo que no se ofrece ninguna garantía, expresa o implícita, en cuanto a su precisión, integridad o corrección. Existen múltiples factores y variables de tipo económico, financiero, jurídico, político que por su propia naturaleza son incontrolables e impredecibles. Los precios y rentabilidades reflejados son orientativos y sujetos a variaciones de mercado, y no llevan incluida comisión alguna. El inversor debe tener en cuenta que la evolución pasada o resultados históricos de los valores, no garantizan la evolución o resultados futuros.

Todas las referencias a objetivos en este documento han de ser tratadas como objetivos, en ningún caso como garantías. Los precios objetivos que se puedan desprender del análisis efectuado por Unicorp Patrimonio, S.V. quedan sujetos a criterios de análisis fundamental y técnico, ponderando en cada caso los métodos que, en función de nuestra propia opinión, se adecúan mejor a cada compañía en particular. Los precios objetivos no implican compromisos de revalorización, ni deben ser entendidos como indicaciones ni recomendaciones de inversión. El inversor debe tener en cuenta que el mercado financiero es fluctuante y que, como tal está sujeto a variaciones. El precio de las inversiones (las cuales podrían cotizar en mercados ilíquidos) podría variar y el inversor podría no recuperar la cantidad inicialmente invertida.

Los destinatarios tomarán la información recibida por Unicorp Patrimonio, S.V. como una opinión más con las limitaciones que le afectan sin que pueda servir de base a decisiones de inversión y por lo tanto sin que Unicorp Patrimonio, S.V. responda por las mismas.. Los informes de Unicorp Patrimonio, S.V. se realizan con la finalidad de proporcionar a sus clientes información general a la fecha de emisión de los mismos.

Asimismo se informa de que nuestros informes son elaborados por profesionales que realizan operaciones en el mercado, razón por la cual podrían no reflejar una opinión estrictamente independiente.

El presente informe no podrá ser transmitido ni ser objeto de uso, ya sea total o parcialmente, en los EE.UU. de América ni a personas o entidades jurídicas americanas. Ha sido emitido conforme a la legislación española y, por lo tanto, su uso, alcance e interpretación deberán someterse a dicha legislación. Unicorp Patrimonio, S.V. es una empresa de servicios de inversión que se encuentra inscrita en el registro oficial de la CNMV con el número 216.

Este documento no podrá ser reproducido, distribuido o publicado sin el previo consentimiento por escrito de Unicorp Patrimonio, S.V.

Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on TumblrEmail this to someoneShare on Google+