Ayer comentamos en nuestras claves que en renta variable en la mayoría de ocasiones es más arriesgado tratar de acertar el momento de entrada que estar siempre invertidos. En renta fija, ya vimos el año pasado que se pueden sufrir importantes pérdidas en los bonos o fondos de renta fija. A estos títulos les afecto en el 2018 los dos principales riesgos que afectan al precio de los bonos:

  • Riesgo de tipos de interés. La tir de los bonos subió debido al agresivo discurso de la FED apostando por llevar en un plazo corto de tiempo los tipos de intervención al 3%. El mensaje de la FED presionó al resto de bancos centrales, lo que afectó a la tir de los bonos de la mayoría de zonas geográficas.
  • Riesgo de crédito. Mide la probabilidad de quiebra de las compañías. A medida que los datos macro se publicaban más débiles, aumentaron los miedos a que la desaceleración económica acabase en recesión. Esto amplió los spread de crédito, es decir, los prestamistas, exigían una rentabilidad mayor a los prestatarios ante el riesgo de no recuperar intereses o incluso capital.

Estos dos efectos es muy difícil que coincidan en el tiempo. Normalmente cuando hay ralentización macro, y aumenta el spread de crédito, los bancos centrales lanzan mensajes de apoyo o incluso bajan los tipos de interés y no al contrario como ocurrió el año pasado. Sin embargo en este arranque de año está ocurriendo justo lo contrario. La FED, El BCE, el gobierno de China, e incluso el gobierno de Estados Unidos han cambiado su discurso de forma radical. No habrá más subidas de tipos e incluso no se descartan nuevas bajadas o medidas monetarias no convencionales adicionales. Además, parece más cerca un acuerdo comercial entre China y Estados Unidos, mientras que el gobierno chino ha anunciado medidas contundentes para tratar de reactivar su economía. Estas noticias deberían alejar los temores de  una recesión próxima, lo que ha permitido un estrechamiento de spreads de crédito.

La clave por tanto es, al igual que ocurre con la renta variable, si ¿ha llegado ya el momento de salir de la renta fija tras el fuerte rebote de este año? Analizando los dos principales riesgos que afectan al precio, veamos si se puede llegar a conclusiones importantes.

  • Riesgo de tipos de interés. Se ha reducido considerablemente. La FED no va a subir tipos de interés. El BCE ayer mismo comentó, a través de Draghi, que aún dispone de herramientas suficientes como para tratar de llegar al objetivo de inflación de la entidad. Es decir, que en Europa también habrá apoyo claro a los bonos, lo que es una clara presión al alza de los precios (bajadas de la Tir). El resto de bonos se verá presionado por el comportamiento de las dos principales potencias.
  • Riesgo de crédito. Este sí que podría ampliar desde los niveles actuales. Dependerá de la evolución de la macro las próximas semanas. Si vuelven los temores de recesión económica, los spreads de crédito volverán a aumentar, penalizando el comportamiento de los bonos y, indirectamente, de los fondos de renta fija.

Presumiblemente habrá volatilidad en la renta fija a corto plazo. Las rentabilidades han corregido de forma muy rápida y posiblemente ya estén descontando los próximos movimientos de apoyo al mercado de los bancos centrales. Esto reduciría claramente el recorrido adicional a la baja de las Tires de los bonos, lo que resta potencial a la revalorización del precio.

Esta semana hemos comentado que en situaciones de incertidumbre la renta variable de baja volatilidad suele comportarse bien. Pues en renta fija, el cupón es el principal factor que amortigua el comportamiento del precio en caso de aumento de la volatilidad. En el siguiente gráfico podemos ver que, a pesar de la fuerte bajada de la tir de los principales bonos, a día de hoy  sigue habiendo rentabilidades interesantes en algunos activos de renta fija. En la parte superior del gráfico están las rentabilidades de los principales índices de renta fija agregada (gobierno y empresas) de grado de inversión, mientras que en la parte inferior están los de grado de especulación (High Yield).

  • En Europa, línea naranja, una cartera que replica el índice de renta fija de grado de inversión ofrece una rentabilidad del 0,83% mientras que los high yield ofrecen un 4,38%.
  • En Estados Unidos, línea azul, el grado de inversión ofrece una rentabilidad del 3,59% y el High yield ofrece un 6,5%.
  • En Emergentes, línea verde, el grado de inversión ofrece una rentabilidad del 5,3% y el high yield ofrece un 7,63%.

Las conclusiones importantes podrían ser las siguientes:

  • EL high yield europeo ofrece una rentabilidad adicional extra bastante más significativa que en el resto de zonas geográficas.
  • Estados Unidos, ofrece rentabilidades bastante atractivas respecto al resto de zonas geográficas. En high Yield sólo un 1,13% inferior al High Yield de emergentes.
  • La tir de los principales índices, a pesar de las bajadas de este año, aún están bastante lejos de los mínimos alcanzados en 2017. Sólo el grado de inversión europeo se encuentra relativamente cerca.

Por tanto, mientras los bancos centrales no cambien de nuevo su discurso de apoyo a los mercados deforma radical, vemos complicado que cambie la tendencia reciente de los bonos. Podríamos observar a corto plazo, al igual que hemos comentado con la renta variable, un movimiento lateral de consolidación de los niveles alcanzados. Este movimiento será más o menos volátil en función de las expectativas de crecimiento macro y beneficios empresariales (que afectarán a los spreads de deuda). Y la mejor forma de seguir generando valor para un inversor de renta fija, en una situación de lateralidad o leve repunte de la tir de los bonos, es incorporar a los bonos que ofrezcan una tir atractiva. Atendiendo a rentabilidad riesgo, a priore ofrecen mejor atractivo el grado de inversión en Estados Unidos y Emergentes y high yield europeo.

 


Artículo realizado por Unicorp Patrimonio, Sociedad de Valores.

Este informe no refleja una posición institucional, se difunde exclusivamente a efectos informativos, está sujeto a cambios sin previo aviso, y no tiene en cuenta la situación, necesidades u objetivos de inversión particulares de sus destinatarios, quienes deberán conocer los riesgos del producto con el que vayan a operar.

En ningún caso deberá considerarse este documento como una oferta de compra, suscripción, venta, o recomendación de compra o venta de instrumentos financieros, o como base de un contrato o compromiso de cualquier tipo. El inversor que tenga acceso al presente informe debe ser consciente de que los valores, instrumentos o inversiones a que el mismo se refiere pueden no ser adecuados para sus objetivos específicos de inversión e incluso ser contrarios a sus intereses, su posición financiera o su perfil de riesgo ya que éstas no han sido tomadas en cuenta para la elaboración del presente informe, por lo que debe adoptar sus propias decisiones de inversión teniendo en cuenta dichas circunstancias, y procurándose el asesoramiento específico y especializado que pueda ser necesario. Por tanto, el presente informe no presta asesoramiento financiero personalizado.

Las opiniones o estimaciones vertidas en el documento se refieren a la fecha que figura en el mismo y se basan en informaciones de carácter público que han sido obtenidas de fuentes consideradas como fiables. Dichas informaciones no han sido objeto de verificación independiente por Unicorp Patrimonio, S.V., por lo que no se ofrece ninguna garantía, expresa o implícita, en cuanto a su precisión, integridad o corrección. Existen múltiples factores y variables de tipo económico, financiero, jurídico, político que por su propia naturaleza son incontrolables e impredecibles. Los precios y rentabilidades reflejados son orientativos y sujetos a variaciones de mercado, y no llevan incluida comisión alguna. El inversor debe tener en cuenta que la evolución pasada o resultados históricos de los valores, no garantizan la evolución o resultados futuros.

Todas las referencias a objetivos en este documento han de ser tratadas como objetivos, en ningún caso como garantías. Los precios objetivos que se puedan desprender del análisis efectuado por Unicorp Patrimonio, S.V. quedan sujetos a criterios de análisis fundamental y técnico, ponderando en cada caso los métodos que, en función de nuestra propia opinión, se adecúan mejor a cada compañía en particular. Los precios objetivos no implican compromisos de revalorización, ni deben ser entendidos como indicaciones ni recomendaciones de inversión.

Los destinatarios tomaran la información recibida por Unicorp Patrimonio, S.V. como una opinión más con las limitaciones que le afectan sin que pueda servir de base a decisiones de inversión y por lo tanto sin que Unicorp Patrimonio, S.V. responda por las mismas.. Los informes de Unicorp Patrimonio, S.V. se realizan con la finalidad de proporcionar a sus clientes información general a la fecha de emisión de los mismos.

Asimismo se informa de que nuestros informes son elaborados por profesionales que realizan operaciones en el mercado, razón por la cual podrían no reflejar una opinión estrictamente independiente.

El presente informe no podrá ser transmitido ni ser objeto de uso, ya sea total o parcialmente, en los EE.UU. de América ni a personas o entidades jurídicas americanas. Ha sido emitido conforme a la legislación española y, por lo tanto, su uso, alcance e interpretación deberán someterse a dicha legislación. Unicorp Patrimonio, S.V. se encuentra inscrita en el registro oficial de la CNMV con el número 216.

Este documento no podrá ser reproducido, distribuido o publicado sin el previo consentimiento por escrito de Unicorp Patrimonio, S.V.

Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on TumblrEmail this to someoneShare on Google+