¿Momento de optar por acciones defensivas?

En nuestros informes diarios siempre hemos defendido la importancia de una visión de largo plazo en las inversiones de renta variable. Las acciones son activos muy volátiles y esto provoca que se magnifiquen los movimientos de corto plazo, lo que puede provocar ganancias o pérdidas de elevada cuantía que provocan que la mayoría de inversores recelen o desconfíen de la inversión en este tipo de activos. Pero está demostrado que a largo plazo la bolsa, cuanto más global y diversificada mejor, crece más que la economía. Las empresas cotizadas de los grandes índices suelen tener beneficios mayores que el crecimiento promedio de los países en los que cotizan y esto justifica el atractivo para los accionistas.

Pero aunque a largo plazo las bolsas sean alcistas, es evidente que a corto plazo siempre hay correcciones de mayor o menor calado. Si todo fuese una línea ascendente, sería muy fácil invertir en cualquier activo de renta variable. Las correcciones de corto plazo o los tramos en los que la subida es mucho más vertical que el crecimiento económico, siempre responden a expectativas que se forma el conjunto de inversores sobre los futuros datos de crecimiento económico o del comportamiento de los beneficios empresariales. No hay más. Así de sencillo y así de complicado al mismo tiempo.

En los últimos meses coinciden fuertes subidas de las bolsas norteamericanas con caídas de la bolsa europea y de emergentes. EEUU sube por los excelentes datos macro, Europa cae por la ralentización de la economía que muestran los últimos indicadores publicados y Emergentes cae con fuerza por el efecto en estos mercados de la guerra comercial y la fuerte volatilidad que provoca en sus divisas la depreciación del Peso argentino y la Lira turca.

Pero, ¿y si todo es temporal? Es decir, y si…

  • ….los buenos datos macro de Estados Unidos responden sólo al efecto de la bajada de impuestos del gobierno de Trump y la revalorización del dólar amparado en las expectativas de subidas de tipos de la FED? . Es decir, el mercado ya ha podido descontar en renta variable que la economía norteamericana es la más fuerte de los países desarrollados, y la renta fija claramente ha descontado las próximas subidas de tipos, como demuestra que la TIR de los bonos están entre el 2,5% y 3% cuando los tipos de intervención están al 1,75%.
  • …. la ralentización de los datos económicos de Europa se debe al temor a una guerra comercial que de momento no ha estallado y al riego político que genera Italia?
  • … el castigo a emergentes se debe, además de la guerra comercial, al efecto contagio de Argentina y Turquía?

Además de expectativas, los mercados suelen tender a proyectar la situación actual como estable en el tiempo. Si en las próximas semanas los datos macro adelantasen que efectivamente la aceleración económica de Estados Unidos se debe a la reforma fiscal, y el crecimiento se ralentiza los próximos trimestres, esto significará que las bolsas de EE.UU. recortarán parte de los excesos que se están produciendo.

Igualmente el castigo de índices como el Ibex 35 que cotiza hoy en mínimos anuales afectado por Italia, por los bancos y por Argentina, podrá revertirse rápidamente en un giro alcista no sólo si desaparecen estos riesgos, sino tan sólo con que se reduzcan. Los mercados siempre reaccionan a los riesgos poniéndose en la peor de las situaciones.

Emergentes, como venimos diciendo en las últimas claves diarias, se girará al alza en cuanto se reduzca la volatilidad de sus divisas. Sólo así los inversores internacionales podrán ver la caída como una oportunidad de inversión que ofrezca un potencial que compense el riesgo.

En definitiva, que una vez más en los momentos de pánico o cuando la noticias que nos llegan nos hacen replantearnos nuestra inversión en bolsa, es cuando hay que pensar despacio y analizar si los hechos que están provocando los movimientos recientes de los activos van a continuar la misma senda. Evidentemente si EE.UU. continuase con un crecimiento del PIB del 4% los próximos años, si Europa sigue con la corrección del crecimiento reciente y si la volatilidad de las divisas emergentes sigue disparada al alza, habrá que seguir apostándolo todo a la renta variable de Estados Unidos. Pero todo apunta a que en cualquier momento más pronto que tarde, se producirá una reversión a la media tanto en el crecimiento macro como en la volatilidad de las divisas, y en ese momento, los activos más castigados serán los que lideren los mercados.

Y si el pánico no nos deja actuar y nuestro corazón le dice a la cabeza que hay que venderlo todo e irse a liquidez, recupero un par de informes antiguos de nuestro blog en los que se demostraba que en momentos de incertidumbre es mejor estar en activos de renta variable de baja volatilidad, en vez de liquidez.

¿Liquidez o renta variable de baja volatilidad?

Liquidez, aportaciones periódicas o renta variable

En el siguiente gráfico, podemos ver que efectivamente en lo que va de año las defensivas del Eurostoxx suben un 1,42% frente a la caída del 5.15% del Eurostoxx 50.

Por tanto, mientras continúe la incertidumbre, acciones o fondos de baja volatilidad en cartera. De Esta forma si se produce el escenario más probable de un repunte de Europa o Emergentes conforme se diluyan los riesgos, estos activos participarán del rebote (en menor medida), pero si estos riesgos se mantienen y el Eurostoxx sigue corrigiendo, estas acciones caerán menos o incluso podrían subir cómo ha pasado históricamente. Pero en liquidez no se podrá recuperar la inversión realizada, y lo que es más importante, si esperamos en liquidez a que se resuelvan las incertidumbres, será de nuevo tarde para asumir riesgos.


Artículo realizado por Unicorp Patrimonio, Sociedad de Valores.

Este informe no refleja una posición institucional, se difunde exclusivamente a efectos informativos, está sujeto a cambios sin previo aviso, y no tiene en cuenta la situación, necesidades u objetivos de inversión particulares de sus destinatarios, quienes deberán conocer los riesgos del producto con el que vayan a operar.

En ningún caso deberá considerarse este documento como una oferta de compra, suscripción, venta, o recomendación de compra o venta de instrumentos financieros, o como base de un contrato o compromiso de cualquier tipo. El inversor que tenga acceso al presente informe debe ser consciente de que los valores, instrumentos o inversiones a que el mismo se refiere pueden no ser adecuados para sus objetivos específicos de inversión e incluso ser contrarios a sus intereses, su posición financiera o su perfil de riesgo ya que éstas no han sido tomadas en cuenta para la elaboración del presente informe, por lo que debe adoptar sus propias decisiones de inversión teniendo en cuenta dichas circunstancias, y procurándose el asesoramiento específico y especializado que pueda ser necesario. Por tanto, el presente informe no presta asesoramiento financiero personalizado.

Las opiniones o estimaciones vertidas en el documento se refieren a la fecha que figura en el mismo y se basan en informaciones de carácter público que han sido obtenidas de fuentes consideradas como fiables. Dichas informaciones no han sido objeto de verificación independiente por Unicorp Patrimonio, S.V., por lo que no se ofrece ninguna garantía, expresa o implícita, en cuanto a su precisión, integridad o corrección. Existen múltiples factores y variables de tipo económico, financiero, jurídico, político que por su propia naturaleza son incontrolables e impredecibles. Los precios y rentabilidades reflejados son orientativos y sujetos a variaciones de mercado, y no llevan incluida comisión alguna. El inversor debe tener en cuenta que la evolución pasada o resultados históricos de los valores, no garantizan la evolución o resultados futuros.

Todas las referencias a objetivos en este documento han de ser tratadas como objetivos, en ningún caso como garantías. Los precios objetivos que se puedan desprender del análisis efectuado por Unicorp Patrimonio, S.V. quedan sujetos a criterios de análisis fundamental y técnico, ponderando en cada caso los métodos que, en función de nuestra propia opinión, se adecúan mejor a cada compañía en particular. Los precios objetivos no implican compromisos de revalorización, ni deben ser entendidos como indicaciones ni recomendaciones de inversión.

Los destinatarios tomaran la información recibida por Unicorp Patrimonio, S.V. como una opinión más con las limitaciones que le afectan sin que pueda servir de base a decisiones de inversión y por lo tanto sin que Unicorp Patrimonio, S.V. responda por las mismas.. Los informes de Unicorp Patrimonio, S.V. se realizan con la finalidad de proporcionar a sus clientes información general a la fecha de emisión de los mismos.

Asimismo se informa de que nuestros informes son elaborados por profesionales que realizan operaciones en el mercado, razón por la cual podrían no reflejar una opinión estrictamente independiente.

El presente informe no podrá ser transmitido ni ser objeto de uso, ya sea total o parcialmente, en los EE.UU. de América ni a personas o entidades jurídicas americanas. Ha sido emitido conforme a la legislación española y, por lo tanto, su uso, alcance e interpretación deberán someterse a dicha legislación. Unicorp Patrimonio, S.V. se encuentra inscrita en el registro oficial de la CNMV con el número 216.

Este documento no podrá ser reproducido, distribuido o publicado sin el previo consentimiento por escrito de Unicorp Patrimonio, S.V.

¿Momento de optar por acciones defensivas?
Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on TumblrEmail this to someoneShare on Google+

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies