El riesgo en la renta fija lo centramos en los bonos alemanes

Siguen las noticias negativas para la renta fija. Ayer, la lectura de las actas de la última reunión del BCE volvió a generar fuerte volatilidad en los mercados de renta fija. Una frase generó fuertes ventas en la deuda europea, sobre todo la alemana. Esta frase en cuestión es la siguiente: “el lenguaje para referirnos a los distintos elementos de la política monetaria podría revisarse pronto este año”. Los inversores empezaron a descontar que quizás acabe el programa de recompra de activos (recordemos que ya este mes baja desde 60.000 a hasta 30.000 millones de euros mensuales).

Según los futuros, la probabilidad de que haya subida de tipos en Europa en diciembre (línea blanca) ha pasado del 35% al 60% en tres sesiones.

El repunte de la rentabilidad de los bonos alemanes empieza a descontar ya que el BCE cambiará el discurso. En el siguiente gráfico vemos cómo el repunte se produjo en todos los plazos.

Tampoco ayuda a los bonos el ascenso de los precios del petróleo. La mayor demanda que genera las mejores expectativas de crecimiento global, así como el durísimo invierno de Estados Unidos están empujando claramente al alza el precio, que esta semana ha alcanzado los máximos de 2015, tal y como se aprecia en el gráfico del futuro del West Texas.

El Brent Europeo se encuentra en una situación similar. Esta semana ha alcanzado los 70 dólares por barril, que son los máximos de 2015 y la parte superior del canal alcista iniciado en los mínimos del año pasado.

Al igual que ayer comentábamos que el recorrido de la rentabilidad de los bonos del tesoro norteamericano ya se había producido, hoy ocurre lo mismo con el precio del petróleo. Es verdad que el mercado históricamente ha correlacionado mayores expectativas de crecimiento global con mayor demanda de petróleo y, por tanto, subidas del precio del mismo. Pero cada vez hay menos dependencia del petróleo debido al crecimiento de las energías alternativas y, sobre todo, la oferta también está creciendo gracias a mejoras tecnológicas que nos han mostrado nuevas técnicas para producir petróleo cada vez a costes más bajos. A partir de 50 dólares el barril, aumenta considerablemente la producción del petróleo usando técnicas del Fracking, por lo que se aumentan las reservas. Esto generará un ajuste del precio, por lo que entendemos que el precio del petróleo no puede mantenerse de forma consistente de nuevo en niveles de 100 dólares o superiores, como hemos visto en el pasado.

Las expectativas de inflación, sí que están reflejando el encarecimiento de la energía y en Europa, y vemos en el gráfico que tanto las de corto plazo (en rojo las expectativas a un año) como las de largo plazo (en rosa las de 10 años) marcan esta semana máximos desde 2014. A pesar de que la inflación subyacente permanece débil y muy lejos de objetivos del BCE, vemos que esta semana la rentabilidad de los bonos a 2 y 10 años está rebotando arrastrado por las expectativas de inflación.

Pero tal y como hemos expuesto en el titular del informe, es en los bonos alemanes donde vemos los riegos de subidas. Hay que resaltar que este mismo movimiento alcista de la TIR de bonos alemanes, no se ha replicado en los bonos españoles. En el siguiente gráfico vemos la estabilidad en todos los plazos de los bonos del tesoro español. Al estar cotizando a tires más altas, los inversores no se están apresurando a realizar ventas.

Este movimiento se aprecia quizás mejor en las primas de riesgo. La prima de riesgo del bono español frente al alemán (parte inferior del gráfico) cotiza hoy en mínimos de 2015, y como se aprecia en la parte superior que es el repunte de la TIR del bono alemán el que está provocando la caída de la prima de riesgo.

Y es que el discurso del BCE deja patente que la recuperación económica europea es muy robusta. Si el organismo está en lo cierto, los bonos alemanes a largo plazo podrían irse al menos hasta niveles de la tasa de inflación subyacente (0.9%), pero el resto de bonos, tanto corporativos como deuda pública de países periféricos, deberían no sufrir ya que si la economía va bien, los activos de más riesgos seguirán atrayendo a los inversores, pero los inversores huirán de los activos refugio como el bono alemán que ofrecen rentabilidad negativa hasta plazos de 6 años.


Artículo realizado por Unicorp Patrimonio, Sociedad de Valores.

Este informe no refleja una posición institucional, se difunde exclusivamente a efectos informativos, está sujeto a cambios sin previo aviso, y no tiene en cuenta la situación, necesidades u objetivos de inversión particulares de sus destinatarios, quienes deberán conocer los riesgos del producto con el que vayan a operar.

En ningún caso deberá considerarse este documento como una oferta de compra, suscripción, venta, o recomendación de compra o venta de instrumentos financieros, o como base de un contrato o compromiso de cualquier tipo. El inversor que tenga acceso al presente informe debe ser consciente de que los valores, instrumentos o inversiones a que el mismo se refiere pueden no ser adecuados para sus objetivos específicos de inversión e incluso ser contrarios a sus intereses, su posición financiera o su perfil de riesgo ya que éstas no han sido tomadas en cuenta para la elaboración del presente informe, por lo que debe adoptar sus propias decisiones de inversión teniendo en cuenta dichas circunstancias, y procurándose el asesoramiento específico y especializado que pueda ser necesario. Por tanto, el presente informe no presta asesoramiento financiero personalizado.

Las opiniones o estimaciones vertidas en el documento se refieren a la fecha que figura en el mismo y se basan en informaciones de carácter público que han sido obtenidas de fuentes consideradas como fiables. Dichas informaciones no han sido objeto de verificación independiente por Unicorp Patrimonio, S.V., por lo que no se ofrece ninguna garantía, expresa o implícita, en cuanto a su precisión, integridad o corrección. Existen múltiples factores y variables de tipo económico, financiero, jurídico, político que por su propia naturaleza son incontrolables e impredecibles. Los precios y rentabilidades reflejados son orientativos y sujetos a variaciones de mercado, y no llevan incluida comisión alguna. El inversor debe tener en cuenta que la evolución pasada o resultados históricos de los valores, no garantizan la evolución o resultados futuros.

Todas las referencias a objetivos en este documento han de ser tratadas como objetivos, en ningún caso como garantías. Los precios objetivos que se puedan desprender del análisis efectuado por Unicorp Patrimonio, S.V. quedan sujetos a criterios de análisis fundamental y técnico, ponderando en cada caso los métodos que, en función de nuestra propia opinión, se adecúan mejor a cada compañía en particular. Los precios objetivos no implican compromisos de revalorización, ni deben ser entendidos como indicaciones ni recomendaciones de inversión.

Los destinatarios tomaran la información recibida por Unicorp Patrimonio, S.V. como una opinión más con las limitaciones que le afectan sin que pueda servir de base a decisiones de inversión y por lo tanto sin que Unicorp Patrimonio, S.V. responda por las mismas.. Los informes de Unicorp Patrimonio, S.V. se realizan con la finalidad de proporcionar a sus clientes información general a la fecha de emisión de los mismos.

Asimismo se informa de que nuestros informes son elaborados por profesionales que realizan operaciones en el mercado, razón por la cual podrían no reflejar una opinión estrictamente independiente.

El presente informe no podrá ser transmitido ni ser objeto de uso, ya sea total o parcialmente, en los EE.UU. de América ni a personas o entidades jurídicas americanas. Ha sido emitido conforme a la legislación española y, por lo tanto, su uso, alcance e interpretación deberán someterse a dicha legislación. Unicorp Patrimonio, S.V. se encuentra inscrita en el registro oficial de la CNMV con el número 216.

Este documento no podrá ser reproducido, distribuido o publicado sin el previo consentimiento por escrito de Unicorp Patrimonio, S.V.

El riesgo en la renta fija lo centramos en los bonos alemanes
Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on TumblrEmail this to someoneShare on Google+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies