TRANQUILIDAD

Tranquilidad es la que perciben los inversores en el día de hoy tras la incertidumbre de las últimas jornadas por la reunión de ayer del Banco de Japón y la Reserva Federal. El miedo no era tanto por la decisión de los mismos sino por la reacción de los mercados. Prácticamente estaba descontado que ninguno de los Bancos centrales tomaría ninguna decisión sobre los tipos, pero había miedo sobre el mensaje que darían las autoridades o a que hubiese una sorpresa negativa.

Pero el Banco de Japón  aunque no tomó una medida especial sí que anunció que seguirá interviniendo en el mercado y mantendrá el programa de recompra de activos. Y la FED aunque no subió tipos, lanzó un claro mensaje de que habrá subida muy posiblemente en el mes de diciembre (es muy complicado que lo haga en noviembre, días antes de las elecciones). Ayer no subió tipos pero dejan claro que la situación macro de Estados Unidos es lo suficientemente solvente como para justificarlo. Era el escenario idílico que plantábamos ayer.

Pero el mejor activo para reflejar que vuelve la tranquilidad al mercado es la evolución de la volatilidad implícita del S&P500 (VIX Index). El pasado día 9 de septiembre se disparó al alza justo el día en el que el presidente de la FED de Boston (uno de los tres miembros que ha votado a favor de la subida de tipos), dijo que habría más de una subida de tipos y que la primera subida sería en septiembre.

Evolución del VIX.

1

Viendo ese disparo al alza de la volatilidad justo ese día, estaba claro que lo que preocupaba al mercado era que la FED se precipitara subiendo tipos antes de analizar si la recuperación económica es sostenible y sobre todo, si la economía americana es inmune a las incertidumbres que genera el contexto internacional. Ayer vimos cómo el VIX corrigió con fuerza y vuelve a situarse en zona de mínimos de los últimos meses y se aleja del nivel del 20%. En la gráfica anterior vemos que los últimos repuntes del VIX han marcado las épocas de más incertidumbre del último año, y cómo al ir desapareciendo, los mercados han retomado la tendencia alcista. En agosto del año pasado fue la devaluación del Yuan y revisiones a la baja de crecimiento económico, en enero ha sido la caída del petróleo, en junio ha sido el Brexit y este mes ha sido la reunión de la FED.

 Actualizo el gráfico en el que comparamos la evolución del VIX con el S&P500 y vemos que en cuanto el Vix se ha relajado, se aprecia que la corrección ha sido puntual y mantenemos la tendencia alcista. Claramente las fases alcistas se producen con el VIX por debajo del 20% y las laterales y bajistas tienen el VIX por encima de ese 20%.

2

En Europa es pronto para adelantarse, pero la volatilidad del Eurostoxx 50 están en mínimos del año, alejándose de los máximos alcanzados con el Brexit. En Europa, a diferencia del S&P500, en las fases alcistas la volatilidad implícita suele repuntar hasta el 25%. Desde el Brexit la volatilidad se mueve por debajo del 25% por lo que podemos estar en el inicio de una fase alcista que se puede aventurar desde el punto de vista técnico. Actualizo el mismo gráfico para la renta variable europea.

3

Este análisis ha sido realizado con fines pedagógicos y divulgativos, no de asesoramiento.  Los datos estadísticos han sido extraídos de fuentes de reconocida fiabilidad en los mercados financieros. No obstante, podría ocurrir que en algún caso proporcionemos un dato incorrecto.

 

TRANQUILIDAD
Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on TumblrEmail this to someoneShare on Google+
Etiquetado en:    

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies