Visión Semanal: Estrategias de Gestión

En el siguiente cuadro le presentamos la visión de nuestro Departamento de Inversiones tomando de referencia el mes anterior y distinguiendo las diferentes tipologías de activos.

2-1

A pesar del tono positivo de la reunión del BCE mejorando expectativas de crecimiento e inflación, los inversores siguieron refugiándose en el bono alemán (en mínimos históricos). Ahora es el temor al Brexit lo que provoca esta huida hacia la calidad. Sigue aumentando  el gap entre los bonos alemanes y las expectativas de inflación, que mantienen inercia alcista, gracias al buen comportamiento de los precios del petróleo y la mejoría de los datos macro en Europa y EE.UU. A pesar de anunciar el BCE el inicio de las compras de bonos corporativos, aumentaron los spreads de deuda, quizás también por el riesgo de Brexit. Mantenemos la apuesta por bonos corporativos globales y estrategias de retorno absoluto reduciendo liquidez para la parte más conservadora de las carteras. El binomio rentabilidad riesgo es más atractivo vía crédito que vía duración, ya que los tipos a largo descuentan un escenario demasiado pesimista.

Ya hace un par de semanas pasamos la renta variable europea y EE.UU. de positivo a neutral. Se enfrentaba a resistencias de largo plazo en un mes plagado de incertidumbres (350 del Eurostoxx 600 y 2,130 del S&P500). Tras disparse el riesgo de OPEP y de subida de tipos de la FED, es el riesgo del Brexit el que está penalizando a las bolsas en los últimos días. El escenario macro sigue siendo positivo pero el mercado puede entrar de nuevo en fase pánico, algo que podría movilizar el voto indeciso a favor del BREMAIN. Seguimos apostando por global value con carteras muy diversificadas (mayor número de fondos, con mayor exposición a estrategias muy flexibles), que reduzcan la volatilidad de la cartera.  A pesar de las correcciones en bolsa, mantenemos nuestra apuesta de que son una oportunidad de aumentar riesgos tanto en cuanto mantengamos los mínimos de febrero. En cualquier momento podemos ver que el dinero huye de la liquidez o de los bonos refugio y vuelven a los activos de riesgo.

El dólar-Euro sigue en el claro lateral que venimos comentando entre 1,08-1,15. El riesgo de Brexit está perjudicando al euro a corto plazo. Materias primas se frenó en importantes resistencias tras los fuertes rebotes desde febrero por lo que puede haber recorte a corto plazo.

Visión Semanal: Estrategias de Gestión
Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on TumblrEmail this to someoneShare on Google+
Etiquetado en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies